El estudio / la revelación del sujetador

La talla de sujetador de la mujer ha dejado de ser la 95C o la 90B. Presentamos los datos reveladores sobre el sujetador adecuado: Ahora las tallas más frecuentes son la 85E y la 90F. 5 años de experiencia permiten tener una valiosa muestra sobre la realidad del uso del sujetador. En total, en Dama de Copas se han hecho 52 261 consultas de Bra Fitting y han sido asesoradas 28 742 mujeres en nuestras tiendas (hasta el 31 de octubre 2014). En una consulta, cada clienta es asesorada de manera individual en el probador. Este asesoramiento es obligatorio y se presta a cada clienta, por lo que no se puede comprar lencería sin probar y sin la aprobación de una asesora de lencería. Todas las pruebas y compras quedan registradas.

¡El 34% de nuestro colectivo no sabe qué talla de sujetador usa!

Cuando asesoramos, intentamos siempre indagar en la talla de sujetador que usan más, en el 34% de los casos, la clienta no supo responder a la pregunta y tampoco fue posible verificar la talla en el sujetador por falta de la etiqueta.

¡El 99% de las mujeres usa la talla equivocada de sujetador!

Según sus referencias, y lo que verificamos del sujetador que estaban usando, la mayoría de las mujeres pensaban que tenían la talla 90, 95 o 100 de contorno y con copas entre la B y la C. Después del asesoramiento, cambian a otras tallas bien distintas de las que mencionaron.

95C y 90B - ¡Las tallas erróneas más usadas!

Las que sabían su talla, referían que usaban las tallas 95C, 90B, 95B, 90C y 100C. Curiosamente, estas tallas que se consideran más “comunes” ¡Son las más equivocadas!

¿Cuáles son los errores que las mujeres cometen?

Es frecuente que la banda del contorno marque y se suba por la espalda. Al mismo tiempo, la copa suele ser pequeña y crea el efecto de “doble pecho”. Muchas veces, el aro queda encima del pecho y puede ser incómodo. La falta de espacio en la copa hace que el pecho quede “aplastado”, muy junto, pegando un seno al otro, lo que provoca transpiración e irritaciones en la piel. En el caso del pecho más voluminoso, si no está debidamente sujeto, toca y presiona el estómago. En el caso del pecho pequeño, las copas quedan casi siempre separadas del pecho y el sujetador no sujeta ni favorece la silueta. Otro problema común son los tirantes, que sujetan de manera equivocada el peso del pecho y aprietan demasiado. Pueden también deslizarse de los hombros, debido al uso de la talla errónea o por el desgaste y pérdida de elasticidad del tejido. El uso del sujetador erróneo da una mala postura a la espalda, presión excesiva en los hombros y hasta puede hacer que el pecho quede flácido y caído. ¡Estos daños son irreparables!

¿Por qué usan la talla errónea?

Es una mezcla de la falta de asesoramiento y la poca oferta de tallas. El asesoramiento sólo es posible cuando una tienda tiene una amplia oferta de tallas: de 75 a 120 de contorno (de los más pequeños hasta lo mayores) y trabaja con todas las copas: A, B, C, D, DD, E, F, FF, G, GG, H, HH, J, JJ y K. Por falta de opciones cómodas y bonitas, algunas mujeres llegan a dejar de usar sujetadores con aros u optan por deportivos o reductores. Estas elecciones no resuelven el problema pero debido a la falta de opciones, infelizmente son las “soluciones” más comunes.

¡85 E y 90 F son las verdaderas tallas más frecuentes!

Después de más de 50 mil asesoramientos en Dama de Copas, ¿Cuáles son las verdaderas tallas de las mujeres? ¡Sorpréndase! La 85 E y la 90 F son las más comunes, seguidas por la 85 F, 90 E y la 80 F. Estos datos también se pueden ajustar a varias etapas. Hasta los 20 años, la talla más usada es la 80. Entre los 30 y 50 años, la talla de contorno varía de la 80 a la 85. A partir de los 50, la talla del contorno más usada es la 90. En todas las etapas, la talla de copa más común varía entre la E y la F. Eso significa que a lo largo de los años la mujer va ganando peso y la talla de contorno va aumentando. Sin embargo, la proporción entre el pecho y el contorno se mantiene igual.

¡Una mujer puede usar hasta 5 tallas distintas dentro de la misma marca!

La talla de sujetador puede variar con el modelo, el tipo de copa (suave o moldeada) y la profundidad, tejidos y acabados usados. La talla hasta puede cambiar con el color del tejido, como en el caso de los sujetadores negros que siempre tienen a quedar más ajustados que los beige. Así, ¡Cada modelo de sujetador tiene que probarse siempre! Las compras online están fuera de cuestión.

¿Sin espuma o con espuma?

Podemos verificar que la copa suave (sin ninguna espuma) es la adecuada para más mujeres que la copa moldeada. Alrededor del 70% de las mujeres prefieren copas suaves en oposición al restante 30% que optan por las copas moldeadas. La razón principal es porque los sujetadores de copa suave se adaptan un poco más a la fisionomía del pecho y sujetan mejor. Las costuras lo vuelven más resistentes y dan formas distintas al pecho, desde el formato picudo hasta el redondo. Los modelos con mucha espuma son los más buscados y funcionan sólo en el pecho más pequeño, o sea, en las verdaderas copas A, B y C. Al contrario de lo que se piensa, el modelo “Push up” no es el más buscado. El efecto Push Up muchas veces se confunde con el efecto de pecho levantado. ¡En la talla y modelos correctos, cualquier tipo de pecho queda levantado, sujeto y centrado!

¿Qué estilo de sujetador es el más adecuado?

En términos de tipo de sujetador, el 30% de las mujeres se adecúan más al estilo balconnet en copa suave, con escote y esternón medio y los tirantes más en los extremos de las copas. Es un tipo de sujetador muy versátil y sienta bien en la mayoría de los pechos. Él siguiente estilo que mejor se adapta es el full cup en copa suave, con un 29% de mujeres que usan este sujetador con la copa más subida, con el esternón alto y que cubre el pecho por completo. Las mujeres escogen estos dos estilos porque encajan a la perfección, son como una segunda piel y el pecho queda inmovilizado. Los siguientes más apreciados son los estilos plunge y sweetheart moldeados, ambos representan el 16%. Tienen el esternón más bajo y son ideales para “juntar” el pecho sin aplastarlo. En el caso del plunge, es más alto en la zona de la axila en comparación con el sweetheart, que cubre mejor el pecho y da un escote en forma de corazón. El balconnet en su versión moldeada ocupa el 4º lugar - 12%, que en la versión “half-cup” cubre lo menos posible la parte superior del pecho, creando el efecto “manzanas en el cesto”.

¡Cada vez más son escogidos los modelos sin tirantes y deportivos!

Además de los sujetadores para el día a día, existen otros modelos que comienzan a formar parte de la vida del sector femenino. El sujetador sin tirantes siempre ha sido un dolor de cabeza para la mayor parte de este colectivo, que muchas veces evitan la ropa que necesita de ese modelo. En comparación con la venta del sujetador con tirantes, los sin tirantes representan el 18% en 2014. La preocupación por hacer ejercicio y tener un estilo de vida saludable va en aumento. Así, la búsqueda de un sujetador deportivo eficaz y que garantice la sujeción también ha crecido. En comparación con la venta de otros estilos de sujetadores, el del sujetador deportivo representaba el 6% en 2012. Ya en 2014, el valor se duplica y sube hasta el 12%.

¡Los coloridos y estampados arrasan!

La parte estética también condiciona la elección de las mujeres, a pesar de ser común pensar que los básicos son los protagonistas. Por nuestra experiencia durante los últimos 5 años, las clientas prefieren los coloridos (38%) y sólo después optan por el beige (27%), el negro (21%) y el blanco (14%). Sin embargo, sumando los porcentajes de lencería de los colores básicos, más del 62% de las compras fueron de estos colores. Los colores más buscados son: morado, azul, berenjena, rojo, rosa y amarillo. A las mujeres del sur de Europa les gustan más los sujetadores con un solo color que los estampados. Sin embargo, éstos funcionan mejor desde que los estampados son más pequeños, una mezcla de colores dentro de las mismas tonalidades, estampados animales y florales.

El conjunto completo pierde importancia...

En comparación con las ventas de sujetadores, las braguitas representan un 20%. Por cada 5 sujetadores se vende 1 braguita. Normalmente, para los básicos, las mujeres no valoran el conjunto y no les importa vestir una braguita distinta del sujetador. El aspecto económico también influencia, ya que la braguita del conjunto cuesta alrededor del 50% del precio del sujetador. Otra cuestión es que usan braguitas vendidas aparte, normalmente en 100% algodón. Sin embargo, invierten más en conjuntos diferentes y más trabajados, aquí el porcentaje sube hasta el 40%. A través de los asesoramientos y modelos presentados, sabemos que más mujeres comenzaron a apostar por conjuntos para que se vistan bien por dentro y por fuera.

¿Cuál es el estilo de braguita más usada?

Las mujeres tienden a escoger más los boxers de cintura media ya que son cómodos y no marcan en la zona de la cadera y nalgas. Le siguen, las braguitas de cintura alta que son óptimas para vestidos y faldas y ayudan a moldear y sujetar la zona de la tripa. La braguita brasileña de cintura media y baja también es buscada por el público más joven debido a su versatilidad. Los estilos menos escogidos son las braguitas de cintura baja y el tanga de hilo.

¿Ha sido una sorpresa? Así es posible reformular por completo la idea del sujetador correcto y ¡Su papel en la vida de las mujeres!